miércoles, 8 de agosto de 2007

Comienzo

Hace más de 25 años que no veo el tablero del Juego de la vida...recuerdo muy poco...autitos de plástico en varios colores y pequeñas clavijas que, con suerte, se encastraban en ellos a medida que la familia iba creciendo...
Voy a reconstruir el juego, voy a ir hacia adelante y hacia atrás... voy a agregar y sacar clavijas mientras vaya recordando nombres, lugares, charlas, canciones, comidas, peleas y reconciliaciones...ah...y olores...
Hoy, esta noche, el juego comienza...y yo soy mano para tirar el dado...

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Nadie se atreve...

María Cristina dijo...

Me alegra mucho leerte otra vez.
Deseo que podamos compartir todas esas vivencias y recuerdos. Ya me habré olvidado de algunos y será bueno recordar.
Bienvenida al mundo virtual!!!
Te quiero.

rosi43 dijo...

Hola , perdon la intromision, como llegue aca es una historia corta pero sensible, y por lo sensible, como ocurre siempre poco creible, asi que mejor..como decimos en mi pais...tres cucharadas y a la papa.............A´pun no leo nada mas.pero tu inicio, original, y conmovedor y "removedor" me apreto la barriga..............no pude evitar pensar si en tu pais llaman juego de la vida a lo que nosotros llamamos MOnopoly.y sea o no asi...a ese juego me hizo acordar.......y si, asi es la vida.........yo hago mi propia metafora pero en definitiva.....si ...asi es la vida..................saguire leyendo y vere si me permites enlazar
un abrazo

Anfitrite dijo...

Nunca, que alguien te lea es una intromisión, al contrario, es un placer. Nunca jugué Monopoly,pero aquí existe también, por lo que son juegos distintos. De todas maneras, este juego es el mío, mi versión de mi vida y de los que me rodearon desde siempre. Todos los hechos son verídicos, aunque he decidido preservar ciertas identidades.
Y no te das una idea cuánto reconforta el alma que a alguien lo que lee le resulte removedor.
Gracias por tu comentario y espero sigas leyéndome.